AVISO DE COOKIES: Utilizamos cookies propias y de terceros, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. Si no acepta la instalación de las cookies, pero continúa utilizando nuestra página web, se entenderá que ha dado su consentimiento. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra “Política de Cookies”. Aceptar Más información
  1. Portada >
  2. Blog >
  3. Conducir un taxi eléctrico, una apuesta ecológica

Conducir un taxi eléctrico, una apuesta ecológica

Transporte profesional 22 de noviembre 2015

La Comunidad Valenciana es una de las primeras comunidades en incorporar los coches eléctricos de cero emisiones a la flota de vehículos entre los modelos de taxis que circulan por la ciudad. Barcelona, Madrid y Bilbao son las otras ciudades por las que ya pueden verse estos vehículos que ayudan a mejorar la sostenibilidad del transporte urbano.

Se trata de un gran avance para la Comunidad que ve cómo se convierte en referente del desarrollo sostenible con este tipo de medidas. Ahora, los taxistas proponen colocar puntos de carga en las paradas para fomentar el uso de estos vehículos.

Otras ciudades se están sumando al cambio en los txis que circulan por sus calles.  Esta evolución y eficiencia energética han también llegado a Málaga, que ha implantado un nuevo plan de incentivos, donde se favorecerá con subvenciones de entre 3.000 y 6.000 euros a cada vehículo eléctrico para conseguir implantar en la ciudad un modelo de coche con cero emisiones. Además, estas ayudas son compatibles con las que ofrece la Junta de Andalucía, con un 15% del precio mediante un programa de compra de vehículos eficientes, y del Estado, que a través del Plan Movele ofrece unos 5.500 euros. Así, conducir un taxi ecológico no solo será mucho más eficiente y ecológico sino que supondrá un ahorro para los taxistas.

Con una dotación total de 30.000 euros en función de la demanda, desde el Ayuntamiento están abiertos a ampliar la cuantía. Para hacer este proceso viable, el Área de Nuevas Tecnologías está recopilando las experiencias de ciudades que ya tengan taxis ecológicos y realizando reuniones con las marcas que los ofrecen. De esta manera, se intentan evitar los recelos que puedan provocar en los profesionales, especialmente los vinculados a la autonomía del vehículo, que hace necesaria la creación de una red de puntos de recarga. Además, se debaten ofertas específicas para el colectivo de los taxistas, buscando una reducción del 30% de la inversión como fórmula atractiva para incentivar el cambio del vehículo. Así, se prevé que se lance el plan a finales de año, una vez resueltas todas estas cuestiones.

Los taxistas se muestran receptivos aunque ven limitaciones al cubrir distancias largas. Como forma de experiencia previa existen vehículos híbridos en la flota de taxis malagueños que combinan la combustión con el motor eléctrico. El salto a la conducción de vehículos ecológicos se está comenzando a afianzar a través de los taxistas y una buena acogida puede convertirlos en los mejores prescriptores del coche eléctrico.

 

Escuela de Conductores
byLobo Agencia Digital