AVISO DE COOKIES: Utilizamos cookies propias y de terceros, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. Si no acepta la instalación de las cookies, pero continúa utilizando nuestra página web, se entenderá que ha dado su consentimiento. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra “Política de Cookies”. Aceptar Más información
  1. Portada >
  2. Blog >
  3. ¿Cómo limpiar los mosquitos del parabrisas del coche?

¿Cómo limpiar los mosquitos del parabrisas del coche?

Sucede en muchas ocasiones. Vamos dentro del coche y, de pronto, los detectamos pegados al cristal. Y, como de este depende directamente nuestra visibilidad de la carretera, lo más común es echar un chorretón de agua y dejar que el limpiaparabrisas haga su función. Pero, ¿es la mejor solución? A la vista está que no.

Cuando optamos por ejecutar esta acción, lo único que podemos conseguir es esparcir los mosquitos por todo el cristal. Es una opción a la que podemos recurrir cuando no podemos parar, por supuesto, pero siempre resulta más recomendable limpiar el parabrisas en cuanto tengamos la ocasión. Para ello, hay dos formas principales de hacerlo: en mojado, y en seco.

Mojado

Para limpiar un parabrisas lleno de mosquitos, una de las soluciones que tenemos a nuestra disposición es hacerlo en mojado. Para ello, podemos recurrir a un área de servicio, y lanzar agua caliente a presión con jabón sobre la zona que tenemos que dejar limpia.

Es mejor hacerlo, además, lo más pronto posible, puesto que si esperamos mucho tiempo, los mosquitos se secarán, y serán todavía más difíciles de retirar del cristal. Y es algo, por supuesto, que no queremos que suceda.

Después de lanzar el agua caliente a presión con jabón, debemos pasar un cepillo de cedras mojadas por la superficie para tratar de quitar los mosquitos. El agua, por cierto, debe estar a una temperatura elevada y con la consistencia suficiente para que tenga el efecto que buscamos. También debemos tener cuidado con la limpieza y ser cuidadosos para no estropear o dañar las partes del coche que se encuentren en buen estado.

Si, pese a haber hecho esto, todavía quedan restos de mosquito, podemos repetir la acción. Echamos agua caliente y jabón en el parabrisas, dejamos humedecer, volvemos a frotar con cepillo y volvemos a poner agua a presión.

Otra opción más sencilla (aunque no tan barata) es utilizar los rodillos de lavado y autolavados. Será bastante más cómodo y podremos aprovechar la ocasión para limpiar toda la superficie del coche si lo necesitamos.

Seco

Retirar los mosquitos del parabrisas puede convertirse en un proceso tedioso o rápido. Y es que no siempre todo el cristal estará invadido de estos insectos. Por ello, si la zona donde se han quedado adheridos es pequeña, quizá convenga utilizar un producto específico en lugar de lavar todo el coche o parte de él.

Existen numerosos productos, tanto líquidos, como con difusor o spray, para poder echarle a la zona en cuestión. Además, son fáciles de encontrar en establecimientos habituales y gasolineras. Lo que tendremos que hacer con ellos es rociar las zonas afectadas y dejar actuar unos minutos para que los elementos químicos hagan efecto sobre los restos. Después, tendremos que tener a mano una papel o bayeta para retirar el producto.

No podemos evitar que los mosquitos se crucen en nuestro camino, pero con estos consejos será más fácil que nunca hacer que su aparición en nuestro verano sea solo anecdótica.

Escuela de Conductores
byLobo Agencia Digital